¿Planeas aumentar la familia en 2018? Conoce los beneficios de un seguro de salud

Seguro para embarazadas

Si estás pensando en aumentar la familia durante el próximo año estás en el momento oportuno para suscribir un seguro de salud para embarazadas que te asegure los mejores cuidados, que van desde la realización de las pruebas diagnósticas durante la gestación sin listas de espera hasta una hospitalización mucho más cómoda para la paciente y su acompañante durante el parto.

Probablemente estas ventajas expliquen que, según los últimos datos disponibles del sector, cerca del 26% de los niños españoles nacen dentro de las coberturas de un seguro privado, lo que supone unos 130.000 nacimientos de bebés cada año.

Tener un hijo es, probablemente, uno de los momento más importantes de tu vida y debes saber que puedes vivirlo de múltiples maneras. Gozar de un seguro para embarazadas  privado ayuda, sin duda alguna, a pasar por esta experiencia sintiéndote más cuidada y protegida.

Antes de pasar a contarte los beneficios es importante que sepas que, para que el seguro sea válido durante el parto, hay que contratarlo ocho o diez meses antes. Es el denominado periodo de carencia, un tiempo mínimo que debe pasar desde que se contrata la póliza hasta la prestación durante el parto.

Es aconsejable también estudiar los cuadros médicos y los hospitales donde se prestan los servicios para comprobar que disponen de especialistas de nuestra confianza y de los últimos avances médicos.

Para tener una cobertura completa durante el embarazo y el parto, asegúrate de que el seguro cuente con estas coberturas mínimas:

  • Consultas con el ginecólogo para el seguimiento de la gestación.
  • Pruebas diagnósticas: ecografías, triple cribado, analíticas y la prueba del azúcar.
  • Amniocentesis y otras pruebas de diagnóstico invasiva.
  • Asistencia al parto en un hospital concertado.
  • Anestesia durante el parto.
  • Habitación con baño individual y cama para el acompañante.
  • Atención del recién nacido desde el nacimiento y durante la permanencia en el hospital.

Consulta también si la compañía ofrece algunas de estas prestaciones adicionales – gratuitas o con coste- ya que son muy interesantes y pueden hacer que te decantes por una u otra:

  • Clases prenatales.
  • Cuidados tras el parto para el recién nacido.
  • Programa de salud materno infantil durante el primer año de vida del niño.
  • Atención al recién nacido durante los 15 o 30 días posteriores a la salida del hospital.
  • Conservación de células madres.

Como habrás comprobado, son muchas las cuestiones que debes estudiar para valorar cuál es el seguro que más te conviene por eso queremos animarte a consultar con un especialista que te ayudará a valorar los aspectos realmente importantes antes de tomar la decisión. Hemos atendido a muchas futuras madres, sabemos qué cuestiones marcan la diferencia y queremos compartirlas contigo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>