La ortorexia o la “obsesión por comer sano”

ortorexia 1

A todos nos gusta cuidarnos; sentirnos bien con nuestro cuerpo. El bienestar físico y mental es esencial para disfrutar de la vida en plenitud y por ello la salud es la pieza más importante de nuestras vidas.

Cada vez más prestamos atención a cada uno de los alimentos que tomamos y analizamos sus grasas, calorías o proteínas. Pero, ¿Qué ocurre cuando esto se convierte en una obsesión? ¿Qué efectos puede tener esta fijación excesiva en nuestro día a día?

La ortorexia es un trastorno alimenticio que sufren las personas que se obsesionan por consumir alimentos únicamente saludables rechazando todos aquellos que, bajo su criterio, consideran poco apropiados para su organismo. Aunque a priori puede parecer algo positivo, puede tener efectos negativos en la salud y hoy, desde Segurgent, os explicamos el porqué.

¿Es la ortorexia un problema?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que la ortorexia afecta a día de hoy a un 28% de la población de los países occidentales y los principales afectados son los adolescentes, las mujere y los deportistas. Aunque este es un término que apareció en los años 90, ha ido tomando fuerza en la actualidad debido a la alta comercialización de productos sanos u orgánicos.

La ortorexia es un trastorno enlazado con la restricción alimentaria. Todos aquellos que sufren este problema alimenticio priorizan únicamente los productos más saludables y eliminan de sus dietas grupos enteros de alimentos que son esenciales para la salud física y mental. Este tipo de dietas son por tanto, poco saludables y provocan déficits nutricionales y también sociales.

 ¿Cómo saber si sufro ortorexia?

Las personas que tienen este tipo de trastorno empiezan a limitar mucho los alimentos que se pueden incluir en sus dietas evitando progresivamente la carne roja, huevos, azúcares, lácteos o grasas.

Además, uno de los síntomas más evidentes de la ortorexia es el aislamiento social: los afectados sienten ansiedad cada vez que tienen que acudir a una comida con amigos, familia o con su empresa al no poder controlar como ellos desean los alimentos que se incluirán en el menú. Por ello, suelen evitar todo este tipo de eventos y prefieren dedicar gran parte de su tiempo (más de 3 horas al día) a planificar las dietas para las próximas semanas y a adquirir y analizar todo tipo de alimentos ecológicos y naturales.

Todos podemos llegar a desarrollar en algún momento de nuestras vidas este trastorno alimenticio y por ello es muy importante encontrar equilibrio. Debemos controlar la cantidad y el tipo de alimentos que incluimos en nuestras dietas pero sin sobrepasar nunca el límite y pidiendo consejo siempre que sea necesario a especialistas. Esa es la mejor forma de disfrutar de la vida sintiéndonos fuertes, sanos y felices con nosotros mismos.

ortorexia

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>