7 consejos de salud para después del verano

consejos_salud_fin_verano

El verano está llegando a su fin: terminan los largos días de sol, la playa, las siestas, el relax y para muchos las vacaciones. Es posible que durante la época estival hayas cambiado tus horarios, tus hábitos alimentarios, tus rutinas y ahora te cueste un poco volver a la normalidad. Pero no te preocupes, desde Segurgent te damos unos consejos de salud para que termines el verano con salud, positivismo y bienestar.

Después del verano tu cuerpo debe habituarse de nuevo a tener unos horarios y a seguir unas pautas después de los excesos. Según los expertos, la vuelta a la normalidad y afrontar que el verano termina conlleva un proceso de adaptación que dura entre 10 y 15 días. Durante este período pueden aparecer síntomas como sensación de tristeza, ansiedad, falta de sueño e inquietud.

Así pues, te recomendamos que sigas estos 6 consejos para que evites el estrés post estival y que empieces el otoño con salud y buena calidad de vida.

1. Mantén una actitud positiva

Enfrenta tu día a día con los aspectos agradables de la rutina. Programa tu tiempo y planifica tus días, aprovecha los fines de semana para hacer planes y actividades que te motiven y que te hagan feliz: como excursiones, asistir a un curso de cocina, de baile, hacer pequeñas escapadas turísticas…

2. Sigue una dieta equilibrada, sana y saludable

El verano te invita a salir más, a comer fuera de casa y a tener unos horarios diferentes. Seguramente habrás dejado un poco de lado la dieta saludable y habrás cogido peso. ¡Pero no te preocupes, eso no es malo! Tu cuerpo y tu mente también se merecen relajarse y darse caprichos.

Ahora es una época perfecta para depurar el organismo y seguir una dieta más equilibrada. No hace falta que sigas ninguna dieta estricta, simplemente debes seguir una alimentación mediterránea rica en frutas, verduras, fibra, proteínas y legumbres. Este tipo de alimentación te ayudará a sentirte bien y a mantener tu cuerpo en el peso ideal.

3. Haz ejercicio periódicamente

Practicar deporte diariamente te ayudará a sentirte mejor, tener más vitalidad y flexibilidad. Perderás peso y dormirás mejor, además tu estado de ánimo mejorará. Puedes ir al gimnasio, ir a clases de baile o salir a caminar.

4. Bebe mínimo 2 litros de agua al día

Beber agua hidratará todo tu organismo, incluida la piel (que durante el verano está un poco más castigada a consecuencia del sol). Es importante beber agua durante el día, esta te aportará energía y vitalidad.

5. Duerme bien

El sueño repara tu cuerpo cada día y te permite cumplir con las exigencias diarias. Te aconsejamos que duermas entre 7 y 8 horas, esto te ayudará a controlar el estrés y a mantener un estado de ánimo equilibrado.

6. Afronta la vuelta al trabajo con calma

Si estabas de vacaciones y ahora debes volver al trabajo no te agobies ni te pongas nervioso. Lo mejor es que el primer día te organices: establece un plan y unas metas para toda la semana y no quieras hacerlo todo el primer día. Esto te ayudará a optimizar tu tiempo, a sentirte mejor y a encontrar tiempo para ti durante la semana.

7. Realiza un chequeo médico completo

Durante el verano se adquieren malos hábitos, así pues, es importante que a final de mes vayas a tu médico y le pidas un análisis completo. Simplemente para que compruebes como está tu estado de salud.

Si te interesa contratar un buen seguro de salud no dudes en contactar con nosotros, te asesoraremos en la solución que mejor se adapte a tus necesidades y te ofreceremos el mejor servicio.

Como has podido ver el final del verano no es tan malo, sólo termina una estación para empezar otra. ¡Sigue estos consejos y empieza el otoño con más vitalidad que nunca!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>